El Udalatx o monte Udala es esa mole de caliza que sobresale sobre el paisaje de Mondragón. Una cima amada por los mondragoneses y que, fue protagonista de los momentos más destacados de nuestra historia.

Hace unos dias, tras leer un artículo publicado por un biólogo local, comencé a buscar en internet datos sobre los valores naturales de dicho monte y, para mi sorpresa, encontré una referencia interesante. 

Al parecer, en 1948, el astillero bilbaino Euskalduna botó para la Naviera Aznar el barco Monte Udala. Un navío mixto que transportaba carga y pasajeros y fue el primer barco que Aznar construyó de la serie Monasterios. A Monte Udala le siguieron los barcos Monte Urbasa, Monte Urquiola, Monte Ulia, Monte Umbe y Monte Arucas, todos ellos financiados por Aznar y construídos en los astilleros Euskalduna. En esos famosos astilleros también se construyeron tres barcos de la empresa Transmediterránea que se basaban en el barco Udala: Guadalupe, Covadonga y Ciudad de Toledo.

El Monte Udala, al igual que otros barcos de Aznar, unía el puerto de Bilbao con otros puertos de España, Inglaterra, norte, centro y Sudamérica. En él trabajaban 107 operarios y tenía espacio para 392 pasajeros. Además sus bodegas tenían espacio para 22.500 m3 de carga. El barco contaba con otras infraestructuras que contribuían a la comodidad de los viajeros como piscina o un paseo de tumbonas. Además, entre los servicios que ofrecía estaban: peluquería, sala de lectura, bar y capilla.

Gracias a la documentación histórica he sabido que en 1961 la empresa Industrial Mondragonesa SA utilizó el Monte Udala como medio de transporte. De ese modo, el el viaje nº 56 del barco, se constata que la Industrial envió una carga de 352 kg. de cuchillos y cortaplumas con destino a Buenos Aires (Argentina), por lo que tuvo que pagar 1.059,30 pts(1). Durante los años que el Monte Udala surcó los mares debieron ser muchos los productos mondragoneses que viajaron en ese medio de transporte a lo largo y ancho del mundo pero, en 1971 Monte Udala, que por aquel entonces pertenecía a la naviera Ybarra, se hundió en Brasil frente a las costas del archipiélago Abrolhos.

Curiosamente ese Monte Udala no fue el único barco que recordó a nuestro monte más afamado. A comienzos del siglo XX la Compañía Bilbaina de Navegación financió un barco de vapor, el Udala Mendi. Un barco que, también, se hundió en 1916, en plena Gran Guerra, mientras transportaba hierro entre los puertos de Santander y Glasgow. Al parecer fue interceptado por un submarino alemán que lo bombardeó. Así que, no sólo además de la roca pétrea del Udalatx, podemos decir que hay otros dos Udalatx en lo más profundo del océano Atlántico.

Untzi museoa – Documentación de empresas, 1961/00/00 Documentación relativa al viaje 56 del buque Monte Udala, salido el 18 de abril de 1961 p. 129.